Los 5 tipos de trabajo para llenar el día

ANGRY

“Leemos mal el mundo, y decimos luego que nos engaña.” – Rabindranath Tagore

“Hackear” trabajo están de moda en estos días, junto con consejos para manejar el correo electrónico, tomar notas y ejecutar reuniones. Pero, en un nivel superior, ¿qué podemos aprender de los análisis de los diferentes tipos de trabajo que hacemos y cómo repartimos nuestro tiempo?

En primer lugar, echemos un vistazo a los cinco tipos de trabajo que hacemos todos los días:

1. Trabajar de forma de reacción.

En la era moderna, la mayor parte de nuestro día es consumido es por un trabajo en forma de reacción, en el que nos centramos sólo en responder a los mensajes y solicitudes – correos electrónicos, mensajes de texto, mensajes de Facebook, tweets, mensajes de voz, y la lista continúa. Nosotros estamos constantemente reaccionando a lo que nos viene en lugar de ser proactivos en lo que es más importa para nosotros. El trabajo de reacción es necesario, pero no dejemos que este nos consuma nuestro tiempo.

En una era de los dispositivos móviles, la conectividad instantánea, la lista de correo y las notificaciones automatizadas, es muy fácil para la gente a ponerse en contacto con nosotros. Como consecuencia de ello, vivimos nuestras vidas tratando de mantener la cabeza fuera del agua. Nuestra capacidad de priorizar y controlar nuestro enfoque se ve mermada por un flujo implacable de la comunicación entrante: correo electrónico, textos, tweets, mensajes de Facebook, llamadas telefónicas, y así sucesivamente.

Sin darnos cuenta, la mayoría de nosotros hemos entrado en la nueva era de lo que yo llamo “el flujo de trabajo por reacción.” En lugar de ser proactivo con nuestra energía, estamos actuando en respuesta a lo que nos entra. Tenemos el control renunciando sobre nuestro enfoque, se ha vuelto más y más difícil de emprender nuestro trabajo con la intención de tener el control de todo ello, esto nos lleva a la baja de productividad.

En medio de la investigación, experiencia propia, experiencia de la gente que nos rodea podemos observar, analizar acerca de las personas y equipos creativos, sumamente productivos, hemos encontrado que el “súper productivo” desarrolla activamente métodos para desafiar esta nueva y peligrosa tendencia. Si imponemos nuestra propia disciplina en nosotros, podremos establecer bloqueos cuando sea necesario. Y, lo más importante, tendremos una “separación de lo que es trabajo y no trabajo” filosofía de la comunicación y las cosas procesables.

Proactivamente haremos el bloqueo de tiempo para la creación, en lugar de sólo responder, es una táctica clave de las personas creativas y productivas.

2. Trabajo de Planificación.

En otras ocasiones, es necesario planificar cómo vamos a hacer nuestro trabajo. Planificación del trabajo incluye el tiempo empleado, la programación y priorización de nuestro tiempo, el desarrollo de nuestros sistemas para el funcionamiento de las reuniones, y el perfeccionamiento de sistemas para trabajar. Mediante la planificación, nosotros estamos decidiendo cómo asignamos nuestra energía, y a su vez, estamos diseñando nuestro método para conseguir terminar con el trabajo que nos toca realizar en cada momento. Los mejores flujos de trabajo son altamente personalizados dentro de nuestras cabezas, de vez en cuando, los encontramos en el límite neurótico, pero nos mantienen comprometidos. No puede sonarnos como un método atractivo, pero el trabajo de planificación nos ayuda a ser más eficientes y a ejecutar nuestras metas, objetivos.

3. Trabajar con procesos.

Por supuesto, hay muchos movimientos, muchos procesos, hasta diferentes entre sí, que todos los días vamos viendo que no son ni reaccionarios ni estratégicos. Es el trabajo de procesos que los encontramos en materia administrativa, en trabajos de mantenimiento a flote nuestro trabajo, ejemplo son: asegurarnos que las facturas se pagan o preparamos las declaraciones de impuestos, la actualización de una estrategia para una presentación de creación de nuevo negocio, o el seguimiento de viejos correos electrónicos salientes para confirmar que los abordamos, saber si están resueltos. El trabajo procesal es importante, pero hay que recordar que si somos flexibles en nuestro enfoque de la misma, los podemos reducir al mínimo tiempo. Los procedimientos contraproducentes son los que nos encontramos cuando vemos que son obsoletos y permanecen solamente por costumbre, no por necesidad.

4. La inseguridad dentro del Trabajo.

Dentro del trabajo, la inseguridad incluye las cosas que hacemos de nuestras propias inseguridades, obsesivamente mirando ciertas estadísticas relacionadas con nuestra empresa, o control en repetidas ocasiones lo que dice la gente sobre nosotros o nuestro producto en línea, etc. la inseguridad dentro del trabajo no es mover la pelota hacia adelante, de cualquier manera, si miramos hacía un lado de nosotros para tranquilizarnos de forma breve, para ver que todo está bien, todo así, a menudo somos inconscientes que estamos aun haciéndolo, aún nos sentimos inseguros.

Los profesionales creativos, emprendedores, y cualquier otra persona tratando de hacerse un nombre por sí mismo probablemente ha gastado cantidades repetidas de tiempo, revisando análisis de su sitio web, googleando su nombre, la revisión de sus alertas de correo electrónico, sus resultados de búsqueda de Twitter, e incluso cosas como su cuenta bancaria equilibrio y de ventas de datos. Vamos, admitirlo. Sabemos que comprobar algunas de estas cosas es a menudo demasiado. Mientras que toda esta información es sin duda importante, nada de esto requiere dicha revisión constante. De hecho, gran parte de esta información podría revisarse cada pocos días o incluso semanas, si apuramos para nuestra seguridad, una vez al día como mucho, a una hora determinada que nos fijemos.

No obstante, tenemos la tendencia a revisar estos datos constantemente. ¿Por qué? Después de varias conversaciones sobre esta época de fenómeno disipador e instintivo (y un poco de introspección), me he dado cuenta de que un sentido muy humano de la inseguridad está simplemente en el centro, hemos llegado a definir ” Hacer un trabajo de inseguridad”, por ejemplo:

1. No tenemos resultado esperado,

2. No “movemos la pelota hacia adelante” de cualquier manera, o forma.

3. Somos lo suficientemente rápidos que podemos hacer varias veces al día sin darnos cuenta pero, sin embargo, no estamos a gusto con el trabajo.

Aunque estoy seguro de que siempre ha sido un desprecio por la gente en decir que mal gastan su tiempo en el trabajo por la inseguridad, es decir no reconocer que están más tiempo chequeando que por lo que realmente nos importa, las nuevas tecnologías y el acceso en línea en todas partes se ha hecho más fácil, ahora más que nunca, para estar mirando todo desde un dispositivo móvil con acceso a la red. Datos que podrían hacer que nos sintamos más a gusto, en el momento, ya que está siempre la tenemos al alcance de nuestra mano. Al igual que si un medicamento que nos prometiera la satisfacción inmediata (Satisfacción 2.0). Y por lo tanto, siempre tenemos el deseo de acceder a él – una y otra vez. ¿Por qué? Porque, en el fondo, siempre nos preguntamos lo que nos estamos perdiendo. Queremos sentirnos seguros.

El antídoto contra la adicción a la inseguridad del trabajo es una combinación de la conciencia, la auto-disciplina, y la delegación.

A. El primer paso es reconocer lo que hacemos en nuestra vida cotidiana que es, de hecho, el trabajo de la inseguridad.

Tanto si se trata de buscar en Google los mismos términos de búsqueda una y otra vez o constantemente para revisar nuestro buzón de correo electrónico, como si fuera una olla de agua hirviendo a la hora de preparar un plato, que vamos mirando como esta toda la comida para saber cuándo sacarla de la misma, desarrollamos un sentido de auto-conciencia.

B. El segundo paso es establecer unas pautas y rituales para nosotros.

Permitámonos un período de 30 minutos al final de cada día (o, si nos atrevemos, cada semana) donde podemos ver, a través de la lista de cosas, sobre qué acciones hacemos de forma repetida, es curioso de ver y analizar. Tal vez hacer todas estas cosas, como si de marcadores en el navegador tuviéramos, que aunque no utilizamos normalmente, se abren cuando le damos acceso permitido.

C. El tercer paso, si aplicamos, en delegar la tarea de comprobación de estos datos a una persona menos insegura que pueda revisar los datos con moderación.

La persona (compañero, amigo, familiar, cualquier persona de nuestra confianza para compartir las tareas), revisará los datos diariamente y sólo cuando sea necesario, nos dirá cuando algo está mal.

El objetivo de la reducción de nuestra cantidad de trabajo que la inseguridad es liberar nuestra mente, la energía, el tiempo nos servirá para la generación y adopción de medidas en las ideas. Si trabajamos con inseguridad, esta será una amenaza, por lo que puede abrumarnos y nos impida escapar de la espiral interminable de lo que pensamos y lo que transmitimos al resto del mundo. Para imaginar lo que será, quitémonos de la preocupación constante de lo que ya es en la actualidad.

5. Resolución de los problemas en el trabajo.

La creatividad se vuelve más importante durante el trabajo para la resolución de problemas. Este es el trabajo que requiere nuestra capacidad mental completa y un buen enfoque, ya sea diseñando un nuevo interfaz, el desarrollo de un nuevo plan de negocios, escribir un blog reflexivo, lluvia de ideas, “liquadora de ideas” (“Liquid”, Licuar), o las características de un producto nuevo que queramos crear. O porqué estamos trabajando en solitario o en equipo, estamos aprovechando la creatividad como materia prima para encontrar respuestas.

Los mejores flujos de trabajo son altamente personalizados y de vez en cuando, rozando el límite neurótico, pero nos mantiene comprometidos.

cutty_sark by hot black

Lo que aprendemos cuando auditamos nuestro trabajo.

Tomando los cinco tipos de trabajo en perspectiva, podemos auditar nuestro día a día y el tipo de trabajo que participaremos en la mayor parte de nuestro tiempo.

Nuestro día típico puede incluirnos entre 2 a 5 tipos de trabajo, siendo la mayoría un trabajo por reacción. Odiamos admitirlo, pero nos parece que el trabajo por reacción nos sangra constantemente por encima de nuestros esfuerzos para programar nuestro trabajo (Trabajo de Planificación) y en nuestro pensamiento profundo requerido para resolver problemas (Trabajo de resolución de problemas).

También nos parece que, entre casi cualquier tipo de trabajo, por lo general deslizamos en un período de trabajo por reacción a estar navegando por la parte superior de nuestra bandeja de entrada de correo electrónico, o durante un período de inseguridad trabajo, por lo general estamos incluso escaneando los mensajes de las redes sociales, ya sea sobre nuestra empresa, o sobre posiciones de trabajo o cualquier problema personal que podamos tener, estamos conectados de forma involuntaria y muchas veces no nos damos ni cuenta del tiempo que hemos perdido en ellas.

Algunas acciones nos pueden ayudar, como empezar hacer nuestra propia auditoría de trabajo:

Resolución de Problemas. El trabajo nos hace sentir mejor cuando estamos plenamente comprometidos con el reto que nos enfrentamos. Para muchos, esto significa trabajar en una zona libre de distracción y el flujo de los medios de comunicación social. Dentro de los grupos, la mejor solución de problemas de trabajo se hace cuando lo hacemos de forma voluntaria y por lo tanto, los temas caen en la superposición de cada persona (*) genuino interés, habilidades y oportunidades. Sin un verdadero sentido de compromiso, los resultados sufren.

Trabajo basado en procesos, por nuestra parte, lo hacemos mejor con la ayuda de la tecnología. Siempre que sea posible, la tecnología se debe utilizar para automatizar los sistemas para la gestión de proyectos y aumentar la eficiencia. Con el trabajo de procedimientos, deseamos reducir al mínimo el tiempo dedicado a él y optimizar la rendición de las cuentas, sean de resultados contablemente hablando o simplemente el resultado de los objetivos que nos asignan o asignamos. Para aquellos de nosotros hemos gestionado equipos, el trabajo por procedimientos, cuando sea posible, lo delegaremos. Muchas personas con cargos de responsabilidad reconocen que deben dedicar tiempo a trabajo de planificación, a la creación de los sistemas para que sus equipos los utilicen para trabajar, así minimizamos nuestro que hemos pasado haciendo el trabajo del día a día administrativo (procesal).

Trabajo por reacción, a menudo, puede desplazarnos a todos hacer otro tipo de trabajo; tenemos que ser controlado al limitar el tiempo que pasa en él para bloques distintos a lo largo del día. Gracias a la proliferación de dispositivos móviles, Trabajo reaccionario se filtra en cada apertura de nuestro tiempo – paseos entre edificios o una hora libre que resulta de una reunión cancelada. El mayor error que cometemos es priorizar el trabajo por reacción por encima de todo lo demás. La planificación del trabajo, es en tener la forma de la programación adecuada, nos puede ayudar a minimizar la atracción gravitatoria de un trabajo realizado por reacción a una causa. Del mismo modo, el trabajo de procedimiento puede ayudarnos a identificar las cosas que deberían ser objeto de delegación, lo que reduce nuestro flujo de trabajo reaccionario.

La inseguridad en el trabajo debe ser compartimentada en períodos designados de tiempo cada día (o cada pocos días si nosotros estamos lo suficientemente disciplinados para gestionarlo). Quizás asignemos 30 minutos al final de cada día para ejecutar a través de la totalidad de nuestro trabajo sobre la inseguridad a la vez, es decir, comprobar las estadísticas, ¿cuántos impactos recibió nuestro blog? ¿cuántos seguidores nuevamente ganamos?, en términos de redes sociales, pero esto lo podemos trasladar también a mensajes recibidos tanto profesionales como personales, por lo que calmémonos un poco.

El trabajo de planificación es, para la mayoría de nosotros, también circunstancial. Lo hacemos cuando nos quedamos atascados, en lugar de ser proactivos. Pero si nosotros creemos que la organización es, de hecho, una ventaja competitiva (como nosotros), es necesario asignar tiempo para planificar el trabajo y aprender métodos para optimizarlo. Aprovechemos los sistemas existentes, pero luego los personalizamos. Después de todo, haciendo nuestra marca en nuestra atracción dentro del sistema, que a su vez engendraremos la lealtad necesaria para seguir con ese sistema el tiempo suficiente para lograr los resultados que queremos obtener.

Todos los trabajos no son iguales. Tratemos de trabajar con la conciencia sobre la clase de trabajo que estamos haciendo, y cómo estamos ayudando (o limitamos) nuestro progreso.

(*)
Hay dos tipos de trabajo en este mundo. La primera es el de tipo laborioso, lo que llamamos “trabajar por obligación.” Es un trabajo que hacemos a causa de una obligación contractual. El segundo – muy diferente – el tipo de trabajo que hacemos es “trabajar con la intención.”

Cuando estamos trabajando con la intención, trabajamos duro y sin fin, a menudo lo hacemos en las primeras horas de la mañana, en proyectos que nos importan profundamente. Tanto si estamos construyendo un modelo de réplica intrincado dentro de un barco antiguo, o nos tiramos toda la noche para escribir una canción o trazamos una idea para un nuevo negocio, lo hacemos porque esto es lo que nos gusta .Si nosotros podemos ponernos a “trabajar con la intención” dentro del centro de nuestros esfuerzos, tendremos mayor probabilidad de hacer un impacto en lo que realmente más nos importa. Así que, ¿cómo encontramos (y criamos) el “trabajar con la intención” dentro de nuestras vidas y proyectos?

Con los años, hemos podido conocer a muchos líderes creativos y emprendedores que han hecho un impacto en sus respectivas industrias. No es de extrañar, porqué aman lo que hacen. Pero cuando les preguntan con preguntas de sondeo sobre sus trayectorias profesionales, se hace evidente que sus buenas fortunas no estaban predestinados. Además de un montón de trabajo duro, grandes carreras creativas son alimentados por una intersección de tres factores: el genuino interés, habilidades y oportunidades.

El mismo pensamiento se aplica a los proyectos creativos con éxito. La magia sucede cuando encontramos el punto dulce donde nuestros verdaderos intereses, habilidades, y de oportunidad se cruzan.

1. Nuestros intereses genuinos.

¿Qué nos fascina? ¿Qué tema nos gusta hablar más? La mayoría de las carreras creativas comienzan con un interés genuino en un campo en particular. Tal vez sea la película, el café, o un viaje en avión. Un verdadero interés no es acerca de lo que nos prometen tener la ganancia más económica. Todo lo contrario, es un tema que triunfa por encima de las preocupaciones económicas porque lo aman tanto que se dejan la piel.

Mientras que el dinero es importante, el impulso hacia logros notables viene de un lugar más profundo. Para entender los síntomas del trabajo realizado sin interés, de forma genuina, no busque más proyectos abandonados y las carreras con desnutrición de los mandos medios que cuentan hasta 17:00. No es bueno.

Intentando grandeza sin un interés genuino en el campo es como correr un maratón después de ayunar. Notables logros son alimentados por un interés genuino.

2. Nuestros conocimientos

¿Cuáles son nuestras habilidades y dones naturales? ¿Tenemos un don para las matemáticas o la narración? Tal vez nosotros poseemos una compasión única para la condición humana. Hagamos un inventario de lo que sabemos o podamos aprender fácilmente. Las habilidades que tenemos son un indicador útil de las oportunidades más probables que tendremos para prosperar bajo nuestro liderazgo. Por supuesto, las habilidades no son solo suficientes. Pero, si las combinamos con un interés genuino y una nueva oportunidad, nuestras capacidades innatas pueden realmente brillar, abriendo el camino hacia el éxito.

Eso sí, todo es en base de tener muy claro que todo cuesta esfuerzo en esta vida, muchos muros caídos, muchas caídas, muchas derrotas, es así cuando cada paso de éxito se transforma en una gloria en la batalla.

3. Nuestra “Oportunidad encima de la Ola”.

El tercer factor que juega en cada carrera exitosa es la oportunidad. Por desgracia, esto es a menudo cuando nos quedamos atascados, descontando las posibles oportunidades que nos rodean como inadecuadas. No hay tal cosa como la igualdad de acceso a las oportunidades. Redes y el nepotismo viejo muchacho que proliferan en todas las industrias. Y la mayoría de las oportunidades son totalmente circunstanciales. Como tal, se define simplemente la “oportunidad” como una acción o experiencia que nos lleva un paso más cerca de nuestro interés. Oportunidad genuina es, más o menos, hacer saltos hacia adelante para el avance lento. La mayoría de la gente que conozco recuerda sus grandes oportunidades como conversaciones casuales. Esta es la razón porqué estamos en presentaciones, conferencias y otros esfuerzos personales de las redes de personas que conocemos o queremos conocer que realmente valen la pena. Así mismo nos rodea con más actividad, la cual inherentemente aumentará nuestra “oportunidad de subirnos a la Ola”, los acontecimientos son fortuitos que conducen a acciones y experiencias pertinentes a nuestros intereses genuinos.

Trabajar en la Intersección de la IHO (interés, habilidades, oportunidades).

Al contemplar su próximo paso profesional o un nuevo proyecto, tomaremos la intersección de nuestros intereses genuinos, habilidades y oportunidades en consideración.

Contemplamos los tres círculos del diagrama de Venn anterior – un círculo abarca nuestros intereses genuinos; uno, nuestras habilidades; y uno, la corriente de las oportunidades disponibles para nosotros. Una intersección entre sólo dos de los círculos no es suficiente. Necesitamos encontrar nuestro triplete. Cuando participamos con un proyecto que nos encontramos en medio de la intersección, que hayamos ingresado dentro de nuestra zona, esta será de máximo impacto. En tal estado, nosotros somos una potente fuerza de la naturaleza, nuestra naturaleza y motivación se convierte en nuestra vocación. Podemos trabajar con plena convicción, sin ambigüedad, y podemos superar nuestra dependencia de las recompensas a corto plazo y la aprobación social.

498px-Venn_iterseccion_inclusion_disyuncion

Como líderes, tenemos que ayudar a nuestros socios y empleados a encontrar trabajo en la intersección de la IHO. Los líderes tratan de comprender los intereses genuinos y habilidades de su grupo, y están constantemente tratando de crear oportunidades dentro de la intersección. ¿Qué quieren para cambiar el mundo? Empujemos a todos nuestros conocidos para trabajar dentro de nuestra intersección. Siempre nos podemos encontrar con un mentor que nos haga ver por nuestra cuenta cuales son nuestros intereses genuinos, habilidades, y sacamos provecho de las oportunidades incluso de las más pequeñas que nos rodean. Cuando tratamos sobre nuestra propia carrera, tomamos todas las decisiones con una vigilancia constante para trabajar en la intersección.

Una carrera de “trabajo con la intención” es el tipo que se mueve la industria hacia adelante. Hazlo por ti mismo y para el resto de nosotros.

¿Qué opinamos?

¿Cómo hacemos malabares con los diferentes tipos de trabajo que estamos haciendo?

“Si alguien puede hacerte reaccionar, te está controlando. Sólo te pueden controlar si lo permites”. – John Roger

 

Gracias por leerme, por disfrutar, y sobre todo que te haya ayudado.

Seguiré escribiendo, y aportando.

Ricard Lloria by @Rlloria

Photo credits :  los tres círculos del diagrama de Venn

Photo credit:  Morgue File BBoomerinDenia y Morgue File Hotblack

Licencia de Creative Commons
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial 4.0 Internacional.

 

4 pensamientos en “Los 5 tipos de trabajo para llenar el día”

  1. Ricard, interesantes tus tipos de trabajo, diferentes a la tipología que yo uso pero interesantes.

    Y un “pero”: desde mi perspectiva, este artículo ganaría y mucho, si lo separaras en 3.

    Cuando te enfocas y sintetizas, por supuesto hablo por mí, eres la caña.

    Un abrazo y felices días donde quieras que estés mi querido amigo🙂

    Le gusta a 1 persona

    1. Mercedes, muchas gracias por tu comentario, es posible que con 3 ya sean suficientes, pero quería llegar a los 5 puntos básicos para darle el enfoque del mismo.

      Muchas gracias por estas palabras de que soy la ” caña”.

      Un fuerte abrazo y felices días amiga mía.

      Ricard

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s