El liderazgo es un viaje no es un destino.

Espejo retrovisor de coche

“Esta era de la ansiedad es, en gran parte,

el resultado de querer hacer las tareas de hoy

con las herramientas de ayer”

Marshall McLuhan

 

El liderazgo es un viaje no un destino

Hace justo unas dos semanas a través del blog, se puso en contacto conmigo un grupo de 15 personas para presentarme un proyecto, el proyecto era participar y en formar parte de un libro, es decir escribir un capitulo para este libro, para ayudar a más gente, sin apenas conocer quién íbamos a formar parte de él, con sólo 30 minutos de escucha al coordinador del mismo, le dije que sí.  Al final después de dos semanas apenas no sólo escribí un capitulo sino dos. Y aún estoy pendiente si hace falta mi ayuda y colaboración para realizar un tercero, este ha sido uno de los motivos principales por los cuales no he podido realizar ningún post hasta hoy.

Cabe adelantar que el libro, como en la primera parte trata sobre emociones laborales, situaciones que se producen en los diferentes sitios de trabajo, los fines del libro son para ayudar a terceros, tanto a terceros, es decir los lectores así mismo como la recaudación del mismo que se va al en su totalidad a beneficencia.

Acabo de pasar 3 días haciendo un poco de entrenamiento de liderazgo / coaching, esto no fue un entrenamiento nuevo o avanzado, esto fue una repetición de un gran entrenamiento que había hecho previamente.  Llevo tiempo cada día realizando los mismos ejercicios, uno es lectura, como en anteriores artículos os he contado, cada día leo entre 2- 3 horas después del trabajo, para que al día siguiente gracias a dos aplicaciones una Scoop it y la otra Buffer, salgan a través de mi cuenta de Twitter durante el día.  A esto le llamo productividad. Por lo que ahora subámonos a esta moto para emprender un buen viaje.

La lectura, hace crecer a la gente, a mí personalmente me realiza un cambio de pensamientos entre otras personas que tienen las mismas o parecidas inquietudes. Sé que llevo un ritmo bastante frenético, pero voy así, rápido, conciso y efectivo. He de mirar que el poco tiempo que dispongo maximizar lo al máximo, leer, escribir y sobretodo compartir.

 ¿Por qué iba a hacer esto, ¿Por qué iba yo a volver a aprender algo que yo ya había aprendido?

Harley

Hay un par de respuestas a esto, una de ellas es para refrescar mis conocimientos y mirar de traerlos  de vuelta, al frente de la mente, algunas de las cosas que, aunque yo los había aprendido previamente, puede que haya olvidado o simplemente los he dejado  de utilizar. Escribiendo una parte del libro, lo volví a experimentar, recordar, mi trabajo actual, es físico, casi no mental, bueno mental si, porque he de estar fuerte para aceptar el cambio, lo mismo que acepté el cambio el día que pasé de responsable de operaciones a mozo de almacén.

Seguir leyendo El liderazgo es un viaje no es un destino.